Seleccionar página

A primera vista, las bicicletas de ciclocross y gravel tienen un aspecto similar: son bicicletas de carretera con dos ruedas de 700c y manillar plano. Pero si las observas detenidamente y las pruebas, verás y sentirás algunas diferencias importantes.

Geometría

La geometría de una bicicleta es lo que hace que se ajuste y se comporte de determinada manera. Los diseñadores de bicicletas ajustan variables importantes en la geometría del cuadro para darle a la bicicleta una sensación o comportamiento característico y distintivo. Las bicicletas de gravel están optimizadas para lograr una mayor comodidad en distancias medias y largas en carreteras de grava así como pistas sencillas y suaves. Las bicicletas de ciclocrós están diseñadas para rutas de mayor velocidad y de menor duración(<2 horas). Las bicicletas de ciclocrós requieren una alta maniobrabilidad en curvas cerradas y sobre obstáculos, por lo que sus diseñadores priorizan la velocidad y la agilidad sobre la comodidad.

Una bicicleta típica de gravel tendrá vainas y tirantes más largos, un ángulo de la pipa de dirección así como de la tija trasera más abierto más abierto que una típica bicicleta de ciclocrós. Las bicicletas de gravel tienden a tener una geometría más parecida a una bicicleta de montaña, mientras que las bicicletas de ciclocrós tienden a tener una geometría de bicicleta de carretera más racing.

Cambio

Cada circuito de ciclocrós es único, pero la mayoría tiene entre 2.5 y 3.5 km de largo. En circuitos tan cortos, puede haber tantos cambios de desnivel que los corredores necesitan una gama de cambios más ajustada. Los profesionales, especialmente, podrán apretar en subidas rápidas y potentes con mayor cadencia.

Los ciclistas de gravel se enfrentan a un terreno mucho más variado, además de mayores cambios de desnivel por lo que es mejor tener un  rango de cambios más amplio que les permita subir altas montañas y a la vez no quedarte corto en bajadas ni llaneando. Llevar una buena cadencia es importante para combatir la fatiga en rutas de mayor duración.

Espacio Cuadro-Cubierta

Las bicicletas de gravel modernas vienen con espacios cuadro-cubierta de al menos 40 mm. Eso significa que puedes poner neumáticos relativamente anchos sin temor a rozarlo con el cuadro o la horquilla. Los neumáticos más grandes proporcionan mayor comodidad mientras pedaleas durante horas en rutas de grava.

En cuanto a la anchura de los neumáticos los ciclistas de ciclocrós de élite están limitados por la UCI para llevar hasta 33mm. Por lo tanto, no tienen necesidad de dejar un gran espacio entre el cuadro y la cubierta. Necesitan el espacio justo para que se aloje el barro que se acumulará en las carreras más embarradas. 

Accesorios

Las bicicletas puras de ciclocrós son para correr carreras de corta distancia por lo que no vienen con portabidones mientras que una bici de gravel suele llevar varios portabidones. Dichas bicis vienen con cuadros más abiertos para poder instalar bolsas y alforjas de varias formas y tamaños. Los diseñadores esperan que los ciclistas  de gravel disfruten de largas excursiones o rutas. 

Por otro lado, los ciclistas de ciclocrós competirán en distancias cortas durante un breve período de tiempo, a menudo en climas más fríos. Así pues necesitan poca agua mientras están en carrera, y desde luego no necesitan llevar ningún equipaje 🙂

Peso

Ciclocrós tiene que ver con las carreras: cada gramo cuenta, y si vas más ligero eres más rápido. Las bicicletas de ciclocrós no solo están expuestas a condiciones menos duras por períodos de tiempo más cortos, sino que deben ser lo suficientemente ligeras para que los ciclistas las lleven corriendo sobre su hombro escaleras arriba u otros obstáculos. ‘Las bicicletas de ciclocrós nunca deben llevar bolsas ni otros accesorios, ya que son auténticas máquinas de competición que usan cuadros más finos y menos robustos, a menudo hechos de carbono o aluminio. Lo contrario se da en las bicicletas de gravel. En general, son más robustas y, por lo tanto, más pesadas.

Conclusión

No todo el mundo tiene tiempo ni espacio para tener bicicletas especializadas en cada disciplina por lo que muchos fabricantes ofrecen bicicletas que cumplen una doble función: lo suficientemente buenas para correr algunas carreras de ciclocrós a la vez que te permiten salir de vez en cuando a hacer caminos. Siempre hay que conseguir un buen compromiso cuando tienes una bici para múltiples usos y además quieres que te sirva para varias discipinas. Los avances tecnológicos en la industria del ciclismo- por ejemplo la adopción de los discos de freno así como las transmisiones monoplato- irán disminuyendo poco a poco las diferencias entre el gravel y el ciclocrós. Y a tí, ¿qué disciplina te atrae más?

Share This